MI PRIMO SERGIO Y SU AMIGO MARLON

Amateur

MI PRIMO SERGIO Y SU AMIGO MARLON
MI PRIMO SERGIO Y SU AMIGO MARLON
6 DE JUNIO 2015
Fue un sábado cuando mi primo me llamo por la mañana para decirme que él y Marlon volverían a USA la siguiente semana y obviamente Marlon no quería irse sin despedirse de mi después de como la pasamos con él, mi primo, un amigo suyo y yo.
Sabiendo que me vería con ellos e intuyendo lo que desearían no estaba demás alguna una duchita y lavaditas extra.
Me recogieron de mi departamento a eso de la 4 de la tarde para ir a tomar una cervecitas aprovechando el calor que hacía. Salí con falda jean, blusita blanca y aún recuerdo mi calzoncito negro con motitas, me pregunto de Marlon aun lo guarda y lo disfruta, la última vez que me escribió me dijo que aún lo tenía bien guardada, pero eso fue a hace 10 meses.
Tomamos como 9 botellas en un par horas, recuerdo la cantidad porque estaban decidiendo si llegar a la docena o no, ya estábamos un poco giraditos de todas formas cuando Marlon me toco la pierna y me dijo, en su torpe español, “me gustaría estar con tu, one more time”, aún recuerdo eso, seguro mi primo algo le enseno o aprendió en sus dos semanas de estadía y también la cerveza le estaba ayudando en su osadía, nos miramos y nos besamos mientras mi primo nos tocaba el violín jajajaja. No faltaron las miradas curiosas al ver a ese extranjero de color con alguien como yo, además que claramente como algunos chicos al frente nuestro no sabían si mirar a mi pareja o mis piernas ligeramente abiertas por el manoseo delicado de Marlon, quizás él era solo la excusa para dirigir su mirada por debajo de la mesa.
Mi primo se reía no más, mientras decían que me extrañarían, que me escribirían, que sería bueno que pensara en irme allá también, etc. etc. eso duro unos meses después que se fueron, me escribí con Marlon hace casi un año, pero bueno ya habíamos completado la docena de cervezas y como Marlon y yo estábamos entre besos y caricias además de mi primo viendo el espectáculo se le ocurrió decir “vamos a un motel”, ni cortos ni perezosos pagaron la cuenta, tomamos un taxi y nos dirigimos a un motel.
En el taxi Marlon parecía un pulpo, nos sentamos atrás y Sergio al lado del chofer, que habrá pensado el de mi me pregunte y me respondí las cosas que abra visto en su profesión, pero siempre evito que me vean el rostro. Yo ya sentía el miembro de Marlon que quería salirse de sus pantalones y obvio que yo también tenía mi cosita re húmeda y dilatada lista para ser disfrutada.
Llegamos a un motel, nos dejaron en la puerta del ambiente y hasta que Sergio pagara, con Marlon ingresamos rápidamente y apenas estuvimos dentro sentí sus enormes dedos ingresar por todos mis agujeritos, inclusive a mi boca, en eso entro Sergio que se sumó al manoseo frenético de mi cuerpo, a Marlon le encantaba jalarme mis labios vaginales y mientras desde atrás Sergio metía sus dedos en mi conchita Marlos lo hacía por delante a la vez que jalaba mis labios interiores y me los movía de un lado a otro, supongo que los quería ver bien expuestos. Ya estaba con mi vestidito arriba y mi panty abajo en una pierna, Marlon se inclinó y comenzó a comerme mi conchita, me lamia y luego succionaba con sus labios mi parte más húmeda, Sergio mientras tanto como mejor podía metía sus dedos en mi colita, Marlon no sé qué decía en ingles pero no me importaba, solo sentía placer profundo con lamida y jaladas a mis labios que hacía a veces hasta con sus dientes. En eso no sé qué se dijeron en inglés y Sergio me dijo “queremos un show”, Marlon me acomodo la panty y yo el resto de mi ropa, querían que yo me que quite la ropa delante de ellos como haciendo un striptease, tomaron asiento pusieron música, aunque no encontraron algo apropiado, empecé a moverme digamos sensualmente, aunque soy mala para bailar cualquier cosa, pero ahí estaba yo desnudándome frente a Sergio y Marlon y veía como comenzaron a masturbarse mientras yo quedaba solo con mi panty para que inmediatamente me pidieran que se las chupara a ambos, con lo que me gusta que me digan que hacer en la intimidad lo hice rápidamente, bese primero a Sergio y luego a Marlon mientras acariciaba con mis manos sus ya muy despiertas pollas, mientras se la chupaba a uno masturbaba al otro, ellos solo disfrutaban mientras apretaban mi cabeza contra su cuerpo, mientras Marlon disfrutaba tanto de los labios de mi boca en su pene como de los labios de mi vagina con los cuales tenia fascinación, debajo de mi panty sentía como metía sus dedos en mi vagina y apretaba y jalaba mis labios vaginales con cierta obsesión.
Sergio tomo algunas fotos, yo le dije que no salga mi carita “no te preocupes primita” me dijo, Marlon apretaba mis nalgas mientras lo besaba, me quito la panty me acomode encima de él, Sergio en eso se acercó y empezó a lamer mi colita, que delicia me dije yo, me incline y baje al piso, así de cuatro comencé a chupar el miembro de Marlon mientras Sergio lamia mi cola y uno a uno sentía como metía sus dedos tanto en mi colita como en mi vagina, más bien encontró sobres de lubricante en el cuarto, sentía su lengua revolotear en mi agujerito mientras sus dedos se agitaban rápidamente en mi panochita en eso me vine deliciosamente mientras apretaba con mis labios la polla de Marlon y el apretaba mis tetas fuertemente, no sé qué hablaron Sergio y Marlon en inglés y el me jalo a su cuerpo para que me siente encime de él, unto sus dedos de saliva y los empezó a meter en mi colita, en eso Sergio le dio un sobre de lubricante, lo abrió y con sus dedos que ya se deslizaban suavemente por mi colita lo empezó a untar por mi agujerito, ya sabía lo que se me venía, de reojo vi que Sergio había tomado su celular, Marlon cuidadosamente acomodaba la punta de su polla en el agujerito de mi colita, de pronto sentí como ese rico pene negro se deslizaba sabrosamente por mi cola hasta lo más profundo de mis entrañas, primero el dolor inevitable para que luego la sensación de placer ocupara poco a poco y cada vez más ese dolorcito m*****o, al principio no sabía si chupar o morder el pene de Sergio para aguantar ese dolor, subía y bajaba suavemente mientras el apretaba mis nalgas como me gusta, no tarde mucho en sentir un orgasmo que surgía desde mis intestinos creo yo, me apegue a su cuerpo para asentir sus pecho contra mis tetas, el aún no había terminado así que seguí meciéndome sobre su polla, en una de esas me fui hacia atrás y sentí como esa cosa ingresaba más dentro de mí, mi cuerpo pedía que ingresara más profundamente en mí y yo me acomodaba de tal forma que así fuera. El contento y feliz pero aun no terminaba, yo nuevamente sentí un placer profundo cuando sentía como la cabeza de su miembro horadaba mis entrañas como buscando algún tesoro, después de ese segundo orgasmo con él, suave y delicadamente me levanto y me giro como para que quede reclinada y el detrás mío, ahí note que Sergio estaba disfrutando el espectáculo, minutos antes se la estaba chupando rico pero creo que aún no quería terminar y se alejó. Nuevamente sentí la cabeza de aquel miembro ingresar por mi colita mientras me abría las piernas para que Sergio pudiera realizar una toma completa de como penetraban mi anito mientras se veía mi vagina con mis labios dilatados de tanto jugueteo de Marlon con ellos. Se agitaba detrás de mi continuamente y yo gemía de placer mezclado con un pequeño dolor, que seguramente si no fuera por el placer este sería inmenso, en esa posición viéndome con las piernas abiertas, sintiendo como disfrutaban de mi colita y viendo como Sergio me veía de frente sentí un orgasmo delicioso de los que disfruto cuando me están viendo, quería tener la polla de el en mi boca de nuevo pero el disfrutaba a su manera, pero ya me estaba preocupando el hecho de que Marlon aun no terminara, solo sentía sus gemidos de placer pero no gruñidos de como cuando están vaciando sus semen dentro de una.
Yo sentía ya un profundo placer continuo, solo quería que siguiera metiendo su miembro cada vez más dentro de mí, luego me acomodo para que me sentara encima de él dándole la espalda y de frente a mi primo ahí el me pidió que abriera mi vagina cosa que hice, yo me excitaba con su mirada mientras Marlon empujaba su pene dentro de mí. No fue por mucho tiempo me pidió que me levantara y que me pusiera de cuatro contra el sillón, ahí empezó a mecerse contra mi follando mi colita cada vez más rápido, ahí empecé a escuchar su gruñidos de placer mientras yo sentía otro delicioso orgasmo pero mi colita ya estaba a punto de ya no soportar más penetraciones, pero fue tan placentero sentir como vaciaba su pene lleno de leche en mi colita, sentí un calorcito sabroso que me indicaba que me había llenado de semen todas mis entrañas, tanto que sentía como salía de mi agujerito, recuerdo lo que mi primo exclamo
-“que alucinante se te ve el culo, ábrete las nalgas” y me tradujo lo que dijo Marlon, “ella es lo mejor que conocí de tu país”, entre otras cosas que ya no recuerdo muy bien.
Yo quede ya tranquila con lo que Marlon ya había terminado y lo vi muy cansado sentándose en un sillón, quería limpiarme la colita pero mi primo me dijo que se veía genial, que le encantaba. Trajo rápidamente una toalla y la puso en el sillón, me dijo que me sentara, me agarro las piernas y me las abrió para lamer mi conchita metiéndome su lengua lo más que podía mientras apretaba mis tetas, luego se irguió para chupármelas cual bebe lactante, me acomode para colocar mi chuchita al alcance de su pene, yo estaba recontra húmeda y aun sentía como aun expulsaba semen de mi colita. Se acomodó para alojar su pene en mi conchita y comenzó a empujar fuertemente su cuerpo contra el mío, me levanto las piernas y yo sentía como entraba y salía su polla de mi húmeda chuchita, recuerdo que me dijo que la sentía caliente y sabrosa además de decir que no duraría mucho antes de eyacular dentro de mí, yo le dije sigue moviéndote y no pienses en sacarla, estuvo moviéndose cada vez con más fuerza y mar rápido, comenzó a gemir más fuerte y yo también al igual que el sonido del golpeteo de sus piernas contra las parte trasera de las mías, en ese instante nos unimos en un orgasmo mutuo que nos dejó exhaustos mientras sentía como la humedad de mi vagina se unía con su semen caliente que ligeramente sentía que salía un poco de mi vagina, Sergio se alejó un poco para que también Marlon disfrutara de la vista, el miraba hipnotizado mi vagina húmeda como si quisiera grabarlo en su mente, para darles mayores recuerdos me abrí delante de ellos y acariciaba mi clítoris sacando de mi vagina con mis dedos la leche que acababan de depositar dentro de mí, como me encanta que me vean, esparcí por toda mi parte intima la leche que me habían entregado, lo que me hizo reír fue que cuando Sergio quiso tomar alguna foto, ya no tenía batería, creo que dijo alguna grosería en ingles esbozando una sonrisa.
A Marlon lo vi re cansado en el sillón, me dirigí a la ducha para refrescarme y vestirme con la intención de salir a bailar con los chicos pero se veía que estaban cansados, no sé qué estaban hablando pero me convencieron para quedarnos y pedir algo de comer, pedimos una pizza y sacamos algo del frigo bar del lugar, estuvimos hablando de lo que habían hecho durante la semana, los lugares a donde fueron y que las dos semanas que estuvieron resultaron muy cortas pero que la habían pasado muy lindo y que planeaban volver algún día. Recuerdo que mi primo me comento que antes de irse a USA me conocía muy diferente, bien apegada a mi chico, y recatada pero bueno la vida da vueltas.
La cama era enorme y Marlon fue el primero en acostarse, la ducha lo dejo somnoliento, Sergio y yo estuvimos charlando un rato más, después de un rato nos fuimos a acostar también, los tres en ropa interior pero yo con senos al aire para que Sergio se durmiera chupándomelos, no duro mucho se durmió rápidamente con uno de mis pezones en su boca y yo al medio de ambos, más bien la cama era ancha si no hubiésemos muerto de calor.
Debió ser eso de las cuatro o cinco de la mañana cuando desperté sintiendo unos dedos jugando dentro de mi vagina, me acomode mejor para que pueda tener mejor acceso a mi chuchita y quitarme mi panty, era Marlon que comenzaba a bezar mi cuello y mi oreja, ya sentía su polla frotando mi cuerpo desde su lado, el movimiento hizo que despertáramos a Sergio, yo ya estaba besándome con Marlon cuando sentí los besos de Sergio en mi espalda y mi cuello, eso hizo que me derritiera por dentro y que mi vagina se llenara de humedad preparándose para ser penetrada. Sentí los labios de Sergio bajar desde mi cuello hasta mi colita en donde con su lengua intentaba humedecer esa parte de mi cuerpo, mientras que yo masturbaba a Marlon agarrando su polla con ambas manos. Sergio frotaba su polla entre mis nalgas pero le indique que no podría soportar una penetración por mi colita después de haberme tragado por ahí la polla de Marlon, supongo que por eso ahora quería saciarse con mi vagina, abrió otro sobre de lubricante y lo derramo por toda mi vulva, me puse de espaldas y abrí mis piernas para que ambos pudieran disfrutar, le dio otro sobre de lubricante a Marlon para que lo abriera, el ya no podía porque sus manso estaban resbaladizas, Marlon pudo abrirlo y lo echo en su mano y lo paso por toda mi vagina ya húmeda y llena de lubricante, agarraban mis piernas con un brazo mientras que con su otra mano hurgueteaban mi vagina como si fuera un juguete que contenía algo valioso, querían también meter sus dedos en mi anito pero con una mueca y quejido les daba a entender que por ahí no podía ingresar nada más al menos por un tiempo. Colocaron sus cuerpos de tal manera para mantener mis piernas abiertas y apretaban mis pechos entre los dos, mientras que con sus dedos abrían mi vagina para intentar meter otro dedo más, de rato en rato alguno acercaba sus labios para que lo besara, pero lo que más sentía era la dilatación de mi vagina por sus dedos juguetones dentro de mí, solo sentía placer continuo cuando Sergio me dijo que habían metido tres dedos cada uno jalando cada quien a su lado, ambos movían sus dedos adentro y afuera y uno de ellos comenzó a frotar mi clítoris, yo estaba gimiendo de placer mientras ellos disfrutaban hipnotizados de mis labios vaginales, Sergio comenzó a besar mis pechos y frotaba mi clítoris rítmicamente, Marlon comenzó a meter la punta de sus dedos en mi vagina, en eso me vine apretando mis labios para no gritar de placer, sentía como los dedos de la mano de Marlon comenzaron a ingresar cada vez más por mi vagina, levante y acerque mis piernas más a mi cuerpo para que mi vagina este lo más expuesta posible y sentí como esa manota, diría yo, ingresaba completa en mi vagina, escuche a Marlon decir “is amazing”, recuerdo muy bien esa su expresión, solo podía ver como su brazo se movía rítmicamente con su mano entro de mí, los vi asombrados observando ese espectáculo, lo notaba en sus caras, yo solo podía sentir placer pero también algo de incomodidad dentro de mi vagina ya que creo que sus dedos llegaban hasta mi cuello uterino por los movimientos de los dedos de Marlon, con cuidado le dije un par de veces, mi primo me traducía. Con esa sensación y con mi primo aun frotando mi clítoris no pude evitar emitir un gemido sonoro que expresaba toda mi excitación de ese momento. Después de ese grito de placer, Marlon se disponía sacar su mano de dentro de mí, le dije a Sergio que le especificara que lo hiciera con cuidado y así lo hizo, vi sus dedos salir bañados de mis líquidos vaginales he hizo que se los lamiera, inmediatamente se colocó en posición para penetrarme, me agarro desde la parte interna de mis rodillas y sentí como su polla ingresaba vigorosamente en mi conito, mientras Sergio colocaba su pene en mi boca para que me la tragara, Marlon se movía deliciosamente y sentía como su polla se movía dentro de mi como también la polla de Sergio dentro de mi boquita a la vez que lo masturbaba, fueron varios minutos de rítmicos movimientos, después de algunos sentí ese calorcito y cosquilleo de mi parte intima que anunciaba otro orgasmo delicioso mientras mis gemidos se incrementaban anunciando la llegada de este, aun con un pene en la boca, creo que eso hizo que Sergio se excitara más y no tardó mucho en derramar toda la leche que había producido desde la última vez, dentro de mi garganta, me trague toda su leche completa sin desperdiciar una sola gota, Marlon seguía moviéndose sabrosamente haciéndome sentir lo sabroso del sexo.
Al igual que algunas horas antes el seguía y seguía sin terminar penetrándome fuertemente, esta vez por mi chuchita, Sergio ya estaba recostado agotado nuevamente.
Después de algunos minutos volvía sentir el clímax del placer, pero esta vez era diferente a los anteriores, comenzaba una serie de pequeños orgasmos, por así decirlo, mientras Marlon se movía cada vez más rápido, me di cuenta ya que iba a vaciar su leche dentro de mí, mis gemidos seguían escuchándose mientras que los de el ya sonaban de manera más profunda y me encanta escuchar eso, de pronto sentí ligeramente tibiecito dentro de mí, me apretó fuerte contra él dejando caer todo su peso sobre mi cuerpo y sentía como hacia fuerza en su miembro para sacar la última gota de semen dentro de mi vagina. Disfrute de su respiración agitada sobre mis pechos mientras su polla se contraía y salía lentamente de mi vagina. Después de un rato se levantó y me trajo una toalla para limpiar mi recontra mojada vulva.
Marlon le dijo algo a Sergio y este me lo tradujo diciéndome “gracias por este increíble día y un hermoso recuerdo”, yo le respondí agradeciéndoles a ambos, les di un beso a cada uno y nos acostamos otra vez, en eso me di cuenta que ya era de día, pero aun de ello no demoramos en estar roncando otra vez.
Debimos dormir unas cuantas horas y al momento de despertarme Sergio ya está vestido, Marlon seguía durmiendo, me tome otra ducha, cuando salí él ya se estaba vistiendo, termine de vestirme y me di cuenta que mi panty la tenía Marlon, creo que era previsible que la quería de recuerdo y bueno se la obsequie. Fuimos a almorzar a una churrasquería, conversamos sobre planes futuros y sobre el día de su partida, el siguiente martes, no comentamos nada sobre lo que hicimos, creo que nos lo decíamos con los ojos. Después de comer me acompañaron a mi departamento y nos despedimos con un fuerte abrazo y un piquito a cada uno.

Yorum bırakın

E-posta hesabınız yayımlanmayacak. Gerekli alanlar * ile işaretlenmişlerdir